En el laboratorio de física nuclear de la facultad de Ciencias Físicas de la Universidad Complutense, realizamos distintos talleres.

En uno nos explicaron las radiaciones alfa, beta y gamma, alguna aplicación (PET tomografía por emisión de positrones), algún peligro (espía asesinado por polonio) y cómo se pueden medir radiaciones con un simple móvil.

En otro nos hicieron visible las ondas mecánicas del sonido, los patrones de resonancia a distintas frecuencias, cómo no todos los seres vivos somos capaces de percibir las mismas frecuencias y alguna aplicación como la ecografía.

En el último, nos mostraron el hielo seco y su aplicación para ver la radiación alfa, así como alguna curiosidad de los astronautas y los vuelos transoceánicos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.